Millonaria campaña… Xavier Nava contrata a costoso consultor electoral

San Luis Potosí, SLP.- Marco Sifuentes, el cotizado consultor en mercadeo electoral que fue asesor de la campaña del gobernador Javier Corral, a quien después demandó por la autoría del eslogan y logotipo del gobierno de Chihuahua, es ahora el principal consejero del candidato Xavier Nava que se esfuerza en vano en limpiar su imagen de beneficiario y traidor del gallardismo.

Nacido en la CDMX, Sifuentes tiene experiencia en el servicio público, apadrinado siempre por su condición de panista, con altos estudios y ha trabajado para candidatos a cargos de elección popular, desde alcaldes hasta gobernadores panistas, cobra y muy caro.

¿Ha visto usted los spots de Nava?, donde se le presenta como un salvador y a Ricardo Gallardo Juárez como un hombre malo a través de “dibujitos”, son hechura de Sifuentes, así de maniquea es su visión. Es militante del PAN desde que tenía 18 años, ahora tiene 45.

A pesar de la distorsión que hace de la realidad política para acomodarla a la personalidad y mensaje de los candidatos que asesora, se le considera una revelación en el medio de las agencias de mercadotecnia electoral, su empresa se llama “Merkamorfosis”.

Su estrategia principal que se refleja en el spot, es atacar a Gallardo descalificando los programas sociales que ha sido uno de sus principales logros en su primer periodo de alcalde sanluisino ante los amplios sectores de la población en condiciones de pobreza, pero Sifuentes entra en una grave contradicción con el discurso de Nava que ha prometido que continuará con los programas sociales.

Esta política social descalificada por la derecha por considerarla populista, ya es practicada por Nava desde que fue diputado federal, con la entrega de becas educativas muy irrisorias al tiempo que promueve el apellido usando la imagen de su abuelo Salvador Nava.

En esta forzada lógica de Sifuentes los programas sociales de Gallardo no son buenos, los de Nava sí. Parece considerar a los destinatarios de esa propaganda como retrasados mentales, quizá por eso recurre a los “dibujitos”.

Una de las primeras intervenciones de Sifuentes en la campaña de Nava, fue un video difundido en redes sociales para quitarle el estigma de traidor de la gallardía. Nava aparece en un mitin de “don Ricardo Gallardo Juárez”, ensalzándolo de una manera servil como un líder político que sabe gobernar y resolver los problemas que aquejan a los potosinos, luego se escucha el ruido de un vidrio que se hace añicos y Nava vuelve aparecer, sentado, dando una explicación increíble de porqué se cambió de bando.

***

Durante la caravana del gobernador Corral que partió de Ciudad Juárez hacia la Ciudad de México para exigir la entrega de recursos millonarios que le retenía el gobierno federal, ahí estaba Nava a su lado, con oportunismo, como buen navista, siempre con las mejores causas en contra del gobierno abusivo.

Y cuando Corral hizo una parada en San Luis Potosí para marchar de la Caja del Agua a la Plaza de Armas, portando el lábaro patrio, a su lado iban Nava y Emilio Álvarez Icaza. En ese círculo de Corral debieron recomendarle a Xavier los servicios de Sifuentes.

Nava ya era aspirante ciudadano a la alcaldía capitalina, abjuró de la partidocracia, mientras Emilio promovía su membrete “Ahora” como un tercera vía, ambos terminarían de candidatos del PAN sin ningún acto de contrición, anteponiendo su ambición de poder.

***

¿De dónde saldrá el dinero para pagarle a Sifuentes sus servicios. El tope de gasto de campaña para los candidatos a la alcaldía es de 5 millones 400 mil pesos. Los honorarios que le está cobrando a Nava pueden ser la mitad o más de esa cantidad.

Nava ya ha estado pasando la charola entre la currada, la respuesta no ha sido suficiente, de los que más se esperaba son los que menos han dado. No es tacañería, lo que pasa es que su aventura política es una inversión perdida, las encuestas lo colocan muy distante del puntero Gallardo, además el voto se va a fragmentar en pequeños porcentajes repartidos entre el PRI, MORENA y PVEM, lo que de antemano anticipa que el PRD conservará la capital potosina otros tres años más.

Solo falta que Sifuentes también termine por demandar a Nava por incumplimiento, aunque haya perdido la elección como los números lo vaticinan, su campaña no levanta, sus recorridos por colonias son más propaganda que hechos reales, lo acompañan unos cuantos panistas que lo siguen viendo como un hijo desobediente de la gallardía.