Ciclistas disfrutaron de “Rodando por Soledad”

DSCN4324

Soledad de Graciano Sánchez.- Se llevó a cabo la sexta edición de “Rodando por Soledad” en donde cientos de ciclistas se dieron cita en la plaza principal de Soledad para realizar el recorrido de 19 kilómetros. 

Desde las 18:30 horas un gran número de ciclistas urbanos arribaron a la plaza principal para dar inicio a la ruta, en punto de las 19:20 horas los cientos de ciclistas arrancaron para realizar el recorrido cada martes se realiza en dicho municipio, jóvenes, niñas, niños y familias enteras entusiasmados decidieron ponerse las ruedas y dar un recorrido en la ruta de 19 kilómetros y que tuvo su inicio por la calle; avenida Juárez, Guerrero, Hidalgo, Corregidora, 16 de Septiembre, Zaragoza, avenida Juárez, lateral de carretera Matehuala, Acapulco, Bellavista, Barcelona, Santander, Sevilla, avenida Bellavista, Acapulco, avenida Soledad, lateral carretera Matehuala, Valentín Amador, avenida de Los Pinos, lateral carretera Rio Verde, Los Conventos, Azaleas, Las Flores, avenida Las Estaciones, lateral carretera Matehuala, avenida del Valle,  calle del Volcán, de La Huerta, lateral carretera Matehuala, y avenida Hidalgo, para luego terminar la ruta en la plaza principal de Soledad.

“Rodando por Soledad” ha destacado por el ameno ambiente que se vive cada semana, así como el hacer sentir seguros a los ciclistas ya que elementos de Seguridad Pública y Tránsito Municipal resguardan la integridad y seguridad de los participantes.

Rodando por Soledad es un programa que se creó con la finalidad de fomentar el deporte en dicho municipio así como crear una cultura del uso de la bicicleta y la actividad física entre niños, jóvenes y adultos soledenses, contribuyendo así a la lucha contra la obesidad, la prevención de enfermedades y adicciones en jóvenes, así como la recuperación de espacios públicos.

Durante la rodada se vivió un ambiente familiar, donde acudieron jóvenes, niñas, niños acompañados por sus padres, así como grupos de amigos que disfrutaron el recorrido y que como ya es costumbre fue una rodada divertida con un ambiente agradable creado por los participantes.