Fundación «Rino-Q» dona equipo para el Área de Quemados del Hospital Central

hospital

San Luis Potosí, SLP.- Con el fin de fortalecer los servicios que se otorgan en el Área de Quemados del Hospital Central “Dr. Ignacio Morones Prieto”, hoy por la mañana el Director  Médico, Julio Castelo Ruelas recibió de la Fundación Rino-Q equipo por un monto de 441 mil 478 pesos el cual barca desde un carro de anestesia hasta estetoscopios y juegos de batas para los familiares de los pacientes.

En la entrega que se llevó a cabo en la explanada del nosocomio, se contó con la participación del Director Médico del Hospital Central, Dr. Julio Castelo Ruelas así como el Director de las Fundación Rino-Q, Gerardo García Lozano así como personal médico del Área de Quemados.

En total se recibió una máquina de anestesia con vaporizador, un dermato eléctrico, un electrocauterio, un equipo de hidrocirugía, 2 monitores de seis parámetros, 6 estetoscopios, una camilla de traslado así como una bomba de infusión con lo cual se evita que el paciente tenga que ser canalizado a un quirófano alterno al área.

En entrevista el Director Médico del Nosocomio señaló que el Área de Quemados, cuenta con una capacidad de seis camas censables las cuales siempre están con una ocupación del 100 por ciento, por lo que la donación del equipo viene a fortalecer los servicios que se presta en la misma a lo que destacó que San Luis Potosí es la única entidad en la región que cuenta con Área específica para la atención de pacientes quemados por lo que se atienden personas de Zacatecas, Aguascalientes,

Castelo Ruelas dio a conocer que las causas más comunes de quemaduras son: lesiones por agua hirviendo, protecnia, quema de zafra o tuna, cortos en los contactos y aquella relacionadas con el encendido de anafres durante la temporada invernal por lo que recomendó a la población para que durante la presente temporada, refuerce las medidas preventivas con los calentadores así como con la instalación de fogatas al interior del hogar.

El equipo médico tienen un costo de 441 mil 478 pesos, los cuales fueron gestionados por el Fondo Unido de Jalisco A.C y la Funación Rino-Q para Niños Quemados quienes coadyuvan con el nosocomio en la canalización de pacientes así como en la gestión de tratamientos.

La nueva Área de Quemados fue puesta en marcha el año pasado por lo que con la adquisición de éste nuevo equipo se fortalece la atención médica de calidad lo cual es de  suma importancia ya que un paciente que sufre de quemaduras severas, puede tardar un par de meses en sanar ya que en algunos de los casos se requiere de trasplantes de piel concluyó el directivo del nosocomio.