19 junio, 2024

El préstamo será aplicado con transparencia, aseguró Cándido Ochoa

23 septiembre, 2014

Compartir nota:

Facebook
Twitter
WhatsApp

CANDIDO OCHOA

San Luis Potosí, SLP.- El secretario general de Gobierno, Cándido Ochoa Rojas, dijo que la actual administración estatal no dejará una deuda pública, ya que los 750 millones de pesos que fueron solicitados para cumplir con los compromisos con la BMW, serán saldados en siete años con recursos del Impuesto sobre Erogaciones por Remuneraciones al Trabajo Personal en el estado de San Luis Potosí, y que por lo tanto no representa carga alguna, “se trata de poner en garantía un impuesto que ya está, aplicando los recursos para proyectos productivos”.

Aclaró que el recurso, será manejado por un Fideicomiso, integrado por la iniciativa privada, legisladores e integrantes del gobierno del Estado, por lo que está garantizada la correcta aplicación de los recursos, y destacó que no se entregará directamente a la empresa.

En la entrevista durante el Seminario Regional “Derechos Humanos y Administración Pública a la Luz de los Nuevos Principios Constitucionales” realizado en el Hotel Real de Minas, el funcionario estatal afirmó que desde el año pasado cuando el Congreso del Estado aprobó el aumento del 0.5 al  impuesto sobre Erogaciones por Remuneraciones al Trabajo Personal, se han recaudado 130 millones que únicamente son empleados para estimular las capacidades productivas del estado.

Dijo que los recursos serán aplicados con transparencia y aseguró que el Fideicomiso es garantía de que únicamente se destinarán para lo que fue creado el Gravamen, y nunca como en el pasado a otros rubros que nada tienen que ver con el crecimiento económico de la entidad.

NOTAS RECIENTES