Se sigue peleando por un derecho

Ruth-Noemí-Tiscareño-Agoitia

San Luis Potosí, SLP.- Para integrar de forma equitativa los programas y planes de los gobiernos, la diputada Ruth Noemí Tiscareño presentó una iniciativa que adiciona y reforma diversos ordenamientos para incluir la equidad de género.

Mencionó que ha sido un trabajo tanto del Instituto de la Mujer del Estado como del Congreso del Estado, quienes han integrado una serie de propuestas para armonizar las leyes estatales.

“El beneficio es mucho, las mujeres no están incluidas muchas veces en los programas de gobierno y se pretende que todos los proyectos y el Plan de Desarrollo Económico se dé con equidad de género, que se esté pensando en las mujeres en la misma igualdad que en los hombres”, indicó la legisladora.

La iniciativa que impulsa, contempla reformar y adicionar diversas disposiciones de la Ley de Planeación del Estado y Municipios, de la Ley para la Administración de las Aportaciones Transferidas al Estado y Municipios, del Código Fiscal del Estado, de la Ley de Fomento Económico, de la Ley de Fomento al Desarrollo Rural del Estado, de la Ley de Fomento Artesanal del Estado y de la Ley de Bebidas al Alcohólicas.

También plantea elaborar el Plan Estatal de Desarrollo y presentarlo al Congreso del Estado para su aprobación, fundado en el respeto a los derechos humanos y en la perspectiva de género.

Además de que en aquellas contribuciones que por su naturaleza lo permitan, las iniciativas de ingresos deberán considerar su impacto en hombres y mujeres desde la perspectiva de género, instrumentando los mecanismos fiscales que coadyuven a cerrar la brecha de las desigualdades de género.

Explicó la diputada Tiscareño Agoitia que es necesario tener una armonización pertinente, para evitar dar lugar a posiciones aún delicadas en el tema de género, y que ha ocasionado en sus legislaciones estatales diversas disposiciones discriminatorias o sanciones y definiciones contrarias a los tratados internacionales.

Esta iniciativa pretende realizar acciones de transversalidad, respeto a los derechos humanos y principalmente incluir la perspectiva de género a lineamientos que ignoran las necesidades de las mujeres, en el acceso al programa de desarrollo económico, señaló la legisladora.