jueves, 28 de octubre de 2021

Especialista Universitario investiga contaminación emergente en el agua

  • abril 11, 2020

San Luis Potosí, SLP.- En el día internacional del investigador, el doctor Raúl Ocampo Pérez docente de la Facultad de Ciencias Químicas de la UASLP, hace un llamado a la población para que no tire las medicinas caducadas al drenaje, y mucho menos que se depositen simplemente en la basura, pues aseguró que el derrame de estas en la tierra o en cuerpos de agua es lo que está provocando el crecimiento de los contaminantes emergentes.

El especialista advierte de la gran problemática generada por los contaminantes emergentes, los cuales están presentes desde hace mucho tiempo en muchas partes, pero sobre todo en el agua.

Destacó que los compuestos farmacéuticos son parte de estos contaminantes emergentes que ahora gracias a la tecnología se están detectando, pero son difíciles de desaparecer.

Debido a ello el docente y un grupo de investigadores trabajan en desarrollar tecnología y métodos alternos que permitan limpiar el agua, pues cada vez hay más líquido contaminado y presenta mayores concentraciones de fármacos.

Aseguró que la erradicación de estas sustancias se logra trabajando en equipo, por ello se han dado a la tarea de colaborar con algunos investigadores de Montreal Canadá, quienes han analizado algunas muestras del agua contaminada y han detectado entre otras sustancias altas concentraciones de fármacos antidepresivos como la carbamazepina, medicamento que sirve para inhibir el insomnio y para controlar la epilepsia; el ibuprofeno, el diclofenaco, entre otros fármacos que están presentes contaminado el agua.

El especialista aseguró que en la UASLP desarrollan materiales nano estructurados basados en carbono, para realizar la limpieza del agua, pues se desarrollan y diseñan algunas columnas de este material y posteriormente se depositan en el agua para que con el paso de esta, se pueda purificar el vital líquido.

El investigador mencionó que este trabajo se realiza a nivel laboratorio, pues actualmente no se puede llevar la investigación a gran escala porque los procesos de saneamiento del agua aún no exigen una purificación a este nivel, por lo que consideró necesario que se reglamente a través de normas y leyes que exijan que este tipo de procesos se implementen para cualquier agua que deba ser bebida por las personas.

El doctor Raúl Ocampo apuntó que es fundamental que las plantas tratadoras de agua no solamente tengan un proceso de cloración, si no que pasen por un proceso de filtración de carbón activado para que esta quede totalmente libre de contaminantes emergentes.

El doctor Raúl Ocampo Pérez es docente de la Facultad de Ciencias Químicas de la UASLP es Ingeniero Químico Industrial de la Universidad Autónoma de Nayarit y estudió una maestría y un doctorado en la UASLP. Desde el 2013 es orgulloso docente de la UASLP.


© Copyright 2021