Habla el rudo potosino Scorpio Jr… ‘Antes para ser luchador había que parecerlo’

Gustavo Mares

‘Actualmente hay más luchadores que se lastiman porque practican muchos vuelos espectaculares, pero que no están sustentados en la base de la lucha libre como puede ser la lucha grecorromana’, dice categórico Rafael Núñez ‘Scorpio Jr.’, uno de los luchadores rudos más importantes de nuestro país.

Forjado en el legendario Toreo de Cuatro Caminos, donde se vivió la ‘Época de Oro’ de los Independientes, se mantiene en forma gracias al gimnasio al que acude ‘religiosamente’ todos los días por la tarde, porque por la mañana atiende un negocio de tortas y chapatas, que desde hace muchos años es la delicia de los vecinos de la colonia Narvarte.

Al tiempo que despacha y saluda a los automovilistas que le pitan para llamar su atención, hace una pausa y comenta: ‘Los tiempos han cambiado mucho. Antes decían que para ser luchador había que parecer luchador. Ahora hay muchos personajes que ni siquiera tienen tipo de gladiador’.

VERDAD Y NOSTALGIA

Las palabras de Rafa, como le dicen sus amigos, van cargadas no sólo de una verdad absoluta, sino también de mucha nostalgia, porque antes era imposible ver a un luchador que subiera al cuadrilátero con ‘ropa de calle’ lo que ahora muchos elementos hacen de manera cotidiana.

Renglón aparte, los luchadores que no se preocupan por desarrollar el físico en el gimnasio.
‘Anteriormente era muy duro desde que comenzabas y si eras hijo de algún famoso, el esfuerzo era doble porque te cobraban una especie de factura. Pero es cuando debes sacar la casta y demostrar tu vocación’, señala Scorpio Jr., cuya geografía de su cuerpo está marcada por cicatrices imborrables, producto de las duras batallas que ha enfrentado.

Aunque se mantiene en forma, reconoce que el retiro está cerca. Aunque no tiene una fecha definida para decir adiós, sí ha soñado cómo le gustaría despedirse de los encargados: ‘Me gustaría mucho despedirme como luchador profesional en la Arena México en una lucha mano a mano con el Negro Casas. Creo que podríamos dar una gran contienda de lucha libre’.

(Foto: Abraham Puebla Arellano)